Esdras 4 | Las consecuencias de hacer la voluntad de Dios

Cuando decidimos hacer la voluntad de Dios todo parece ponerse en nuestra contra. Es la misma experiencia que el pueblo de Israel está viviendo en el libro de Esdras: los primeros tres capítulos parecen indicar que todo va a salir bien, pero, cuando decidimos seguir a Dios, los enemigos reaccionan, quieren confundirnos, quieren destruirnos y, muchas veces, nos vencen. Eso nos enseña el capítulo 4 del libro de Esdras: “Las consecuencias de hacer la voluntad de Dios”.

Por Pedro Crenes